7 mentiras que te dijeron de los gatos

Los gatos no tienen ningún misterio guardado, ni nos ocultan nada detrás de sus ojos iridiscentes. Las siguientes fueron las mentiras que te dijeron sobre ellos y aún crees, aunque no sabes por qué.

1. Te dijeron que los gatos causan asma: Mentira. Lo que ocurre es que algunas personas pueden desarrollar alergia al pelo o caspa de los gatos, pero también a cualquier otro animal. El asma no tiene nada que ver aquí.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-01

2. Te dijeron que los gatos son traicioneros: Mentira. Los gatos, como todos los demás animales, no comprenden los códigos sociales humanos, por lo que no saben qué es la traición. Lo que ocurre es que algunas personas malinterpretan sus señales al compararlas con las de los perros. Me explico, cuando un perro mueve la cola es porque está feliz, en cambio este mismo movimiento en los gatos es señal de enojo; cuando un perro echa las orejas para atrás está transmitiendo nobleza, en cambio el gato está advirtiéndote que te quiere comer vivo.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-02

3. Te dijeron que los gatos son dañinos: Mentira. Como cualquier animal, durante la etapa de cachorros pueden ser bastante inquietos, pero son de tamaño tan pequeño que los destrozos que causan generalmente no son tan graves y no pasan de unas cuantas cortinas y muebles rasguñados, lo cual es completamente evitable si se les tiene a pata (por no decir «a mano») rascadores para afilarse las uñas.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-03

4. Te dijeron que los gatos son indiferentes hacia los humanos: Mentira. Lo que ocurre es que los gatos, a diferencia de los perros, no son animales gregarios (es decir, no viven en manada, sino en solitario), por lo que no reconocen las jerarquías; lo anterior quiere decir todo lo contrario al mito, en vez de no quererte, te quieren de manera desinteresada, pues no te dan su cariño porque seas el alfa (como ocurre con los perros), sino porque has construido una relación con ellos.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-04

5. Te dijeron que un gato casero puede sobrevivir en la calle: Mentira. Arrojar un gato a la calle solo porque te aburriste de él o porque te cambiaste de casa y no quieres llevarlo contigo es condenarlo a muerte. No sabe cazar, no conoce los peligros, está desorientado. Es un triste final para un ser del que nos hicimos cargo.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-05

6. Te dijeron que si alguien queda embarazada en la casa, tienes que deshacerte del gato: Este es un tema delicado. La toxoplasmosis es muy peligrosa para las mujeres embarazadas, pero para trasmitirla, el gato debe tenerla; si no la tiene, no la podrá trasmitir. Ante cualquier duda, es mejor consultar con el veterinario antes de tomar una decisión.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-06

7. Te dijeron que quien ama a los gatos odia a los perros: Mentira. Esta es una visión simplista de las personas, es básicamente una versión de «o estás conmigo o estás contra mí», y no es así. Muchos amantes de los gatos tienen o han tenido perros, o no tienen nada en contra de ellos, solo una preferencia por estos pequeños felinos, tan inexplicable como el amor que los dueños de los canes sienten por ellos. Es simplemente una cuestión de gustos.

7 mentiras que te dijeron de los gatos-07

Comparte esta nota hoy y ayuda a desmitificar a este animalito, del que tan mal se habla.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s