Cuento: Marcelo el duende, por R. Y. Ayala M.

Despertó con un tremendo dolor de cabeza. Estaba confundido y se frotaba los ojos intentando reconocer el lugar. Sus pequeños cabellos pelirrojos se asomaban desordenados y caricaturescos bajo el sombrero azul de copa redonda. Se miró en el cristal que estaba en frente y se encontró bastante cómico; sin embargo, la angustia comenzó a presionar…

Poema: Al final de esta media noche, por Alberto Quero

I Una vez me fue otorgada una marca terrible: como pertenecía a un linaje maldito, era heredero de una batalla incandescente. Me oponía al mundo y a sus muchos tumultos, era un interminable  pleito contra los charlatanes y su insoportable lisura. Caminé  por todo el repudiable laberinto que es esta ciudad, desafié su lodo, su…

Cuento: La piel de un cerdo, por Israel Montalvo

Hace tiempo que no la veía. Encontrarse con ella fue toda una odisea; para empezar, tuvo que esperarla hasta el mediodía con el sol cayendo a plomo en los confines de una parada de autobús atiborrada, todos desesperados por llegar hacia algún lugar y él perdido en una espera. La puntualidad nunca fue su fuerte,…

Carta poética: Las chicas sin voz, por Minerva Herrera López

Sangre mancha mi patria. Cada día al irme a dormir agradezco a Dios porque aún no han tomado mi vida, pero también a mí me han hecho una esclava obligada a caminar bajo miradas lascivas. Forzada a escuchar cómo me llaman: “Oye chula”, silbidos y otros sonidos les acompañan. México me hace caminar con miedo…